Let’s GOO!

Nace GOO, fruto de la experiencia de un grupo de triatletas con un bagaje deportivo importante, no tanto por el éxito y palmarés de ninguno de ellos, que alguno hay, si no por la afición a probar todo tipo de deportes y concluir que el deporte, y en concreto el triatlón, es una herramienta que ayuda muchísimo a organizarse la vida, aclararse la cabeza y mantener la forma, la salud y la lucidez mentales. Además, por si eso fuera poco, ayuda a socializar y a borrar las diferencias entre personas que comparten una pasión, o un pasatiempo.

Las conclusiones de nuestra experiencia es que acabamos presas del triatlón personas que hemos sido orondas en algún momento de nuestras vidas, o nos hemos aburrido de únicamente correr, o nadar o hacer ciclismo. Personas que buscamos variedad, retos y una mejora en paralelo con el resto de aspectos de la vida, y un equilibrio. Y engancha, engancha mucho. Pero no nos olvidemos que esto es deporte, y que lo que más nos gusta, es a lo que nos conecta cada uno de los deportes.

Lograr el estado de flujo y libertad avanzando en aguas abiertas, gozar de un paisaje en una bicicleta a 35km/h o ascender una montaña y llegar al collado donde hay unas vistas de éxtasis, sentir la grava bajo las ruedas de una mountain bike, o recorrer senderos brincando arriba y brincando abajo, conecta. Nos conecta. Y hacerlo bien acompañado, por alguien que siente lo mismo, es una experiencia de lujo. Para todo lo demás mastercard.

Ese instante de gozo compartido haciendo deporte se parece mucho a la experiencia y el anhelo de cuando jugábamos de pequeños en un espacio abierto donde nadie miraba. Nos olvidábamos de todo lo demás, y sólo jugábamos. Íbamos en bici, chapoteábamos o corríamos desbocados camino abajo, y ya encima con amigos, era lo más. Hoy intentamos hacerlo tal vez con un poco más de decoro y contención, pero no deja de ser lo mismo.

A esto hay que añadirle que le han puesto a las competiciones nombres épicos que nos conectan con las aventuras que inventábamos de pequeños: Extreme, Challenge, nombres de superhéroes como Ironman, Embrunman, Altriman, o de pruebas que dan miedo sólo de nombrarlas como Ultratrail o Eternal Running, o que dan ganas de levantar las manos haciendo unos cuernos como Punktrail. Wow!!! Todo muy hardcore!!! De pronto la vida se convierte en en aventura.  «¿Te vienes de fiesta?» «Bueno… ya si eso la semana que viene, que mañana tengo una Spartan Race Beast o el Half Triatlón del Infierno…»

Al hacernos mayores la vida se vuelve un poco más aburrida, y tenemos que inventarnos cosas para pasarlo bien, y no nos engañemos. Siempre estarán los niños que quieren ser los primeros, los más fuertes, los que más se esfuerzan en llegar más alto, más lejos y más rápido, y los que quieren jugar, liarla parda, armar cachondeo y moverse mucho, llegando tarde a casa, con un hambre voraz… para volver a salir por la puerta para ir en bici con sus amigos al muelle. Y los muelles cada vez están más lejos, y cuánto más lejos, más nos superamos, y más disfrutamos del camino.

Ese es el movimiento que no se detiene, el avance constante, eso es GOO. Let’s GOO!